Archivos de la categoría ‘Especiales’

El 31 de octubre de 1517 fue el día en que quedo fijado el comienzo de la Reforma protestante. Este año se cumplen quinientos años de ese hecho histórico que comenzó y aun no termina. Quinientos años de luz. Medio siglo de apologia de la fe apostólica. Quinientos años de prejuicios y recelos contra la fe reformada. Iglesias que nacieron de la Reforma luego se desviaron de ella y necesitan ser reformadas. Muchas iglesias evangélicas hoy necesitan exponerse a la Reforma porque sus doctrinas se han contaminado con varias corrientes heréticas. ¿Como celebrar los quinientos años de la Reforma sin las doctrinas reformadas? La Reforma hoy sufre mas persecusion dentro de la Iglesia evangélica que de la romana. Hoy la Iglesia evangélica esta llena de protestantes, pero no contra Roma, sino contra la Reforma. Protestantes que protestan contra la protesta. Han perdido la brújula de su protesta, porque la gran mayoría ignora por que protestan y contra quien protestan. Es una lucha de prejuicios, falsos estereotipos colmada de la mayor ignorancia histórica y doctrinal. El analfabetismo histórico y doctrinal de la Iglesia hoy es preocupante. Ni hablar del analfabetismo bíblico. ¿Como puedes cantar con los ojos cerrados y las manos levantadas que quieres conocer mas a Cristo, pero no lees ni estudias su Palabra? ¿Como puedes decir que amas al Señor si no te importa lo que el dijo? ¿Como dices que deseas obedecer sus mandamientos pero no sabes lo que mando?

En este medio siglo, algunas veces la luz de la Reforma ha sido un faro que alumbra lejos. Otras, ha sido una vela cuya luz mortecina casi languidece, pero no se apaga. La Reforma es un dedo que apunta hacia la dirección correcta. Es un libro que explica. Es una brújula que orienta. No es la perla de gran precio, pero es la carta náutica que nos guía hacia ella. No es el gran tesoro escondido, pero es el mapa que nos marca el camino que conduce hacia el.

Doctrinas ClavesCreo que mi mejor tributo hoy a la Reforma es recordar mi propia reforma. Recordar como la Providencia de Dios me llevo a conocer la fe reformada. Fue en el mes de mayo de 1996. Un hermano de la iglesia bautista en la cual nací, emigro del país y sabiendo mi afecto por los libros, me dejo una caja de libros. Dentro de ese grupo de libros había uno pequeño llamado “Doctrinas Claves”. Es una explicación resumida y concisa de las cinco doctrinas principales de la gracia, o lo que mas comúnmente se conoce como “los 5 puntos del Calvinismo”. Lo tome para hojearlo, pero no pude dejar de leer. Lo lei completo esa vez y algo se prendió en mi mente. Volví a comenzar su lectura, pero esta vez con la Biblia en la mano y con una pluma para hacer notas. Ese día, fueron clavadas  en mi pecho las doctrinas de la Gracia. Dios había comenzado la reforma en mi.

Prendido por aquella chispa de la providencia, mire el pequeño libro por detrás y había una editorial, “El Estandarte de la Verdad” (The Banner of Truth”) Habia una dirección de Escocia y una de EUA. No sabia una palabra en ingles. Hice una carta en castellano dirigida a estos hermanos dudando que pudieran leerla, en ella les decía brevemente que era un cristiano que recién había conocido las doctrinas de la Gracia y que estaba ávido de conocer mas. Que no tenia dinero para comprarles libros, pero que les dejaba saber mis deseos por aprender mas de la doctrina reformada. Envié la carta con una leve esperanza de que aquello serviría de algo. Pasaron dos meses. Ya me había olvidado. Un día, recibo una notificación que tenia un paquete en la oficina de Correos. Extrañado llegue a recogerlo y cual fue mi sorpresa al ver la dirección del “Estandarte de la Verdad” en la selladura del paquete. No solo habían leído mi carta, sino que me habían enviado de forma gratuita un grupo de libros sobre la fe reformada, incluidos los dos tomos de la Institución de Juan Calvino, los cuales aun conservo y son consulta de primera mano en mis estudios teológicos.

Recuerdo esos días y mi corazón se desborda de gratitud por ese gesto de esos hermanos que sin conocerme me enviaron ese preciado tesoro que aun conservo. Llevo 21 años en la fe reformada y hoy celebro mi reforma junto con los 500 años de la Reforma de la Iglesia. Dije que aun no termina. Es cierto, la reforma no comenzó para terminar. Es constante. “Iglesia reformada, siempre reformándose”. Es constante la reforma porque nos equivocamos tambien a cada paso. Nuestra mente se va muy fácil tras los cantos de sirena del error, por eso necesitamos estar en una constante reforma.

Es mi deseo que muchos hermanos, lideres y ministros evangélicos se expongan a la reforma. Necesitan evaluar sus enseñanzas a la luz de la fe reformada. ¿Por que? Porque fue en la Reforma donde se replanteo la doctrina apostólica. Fue allí que se expuso el error y se confronto con la verdad de las Escrituras. Muchos dicen que prefieren las Escrituras a la Reforma pero eso es parte de ignorar las doctrinas reformadas. No existe contradicción entre la Biblia y la Reforma. La Reforma no fue para sustituir la Biblia sino para exponerla en su justa medida y alcance. La Reforma fue el grito de la Iglesia para volver a la forma bíblica y apostólica. Dios uso a esos reformadores para que el estandarte de su verdad ondeara de nuevo sobre los pueblos y ciudades de una Europa sumida en las tinieblas del error y la ignorancia.

Este es mi sencillo tributo. Recordar hoy mis 21 años en la fe reformada. Yo fui de los que no le importo gastarlo todo para comprar el campo donde esta el tesoro. Mi gratitud no se extingue. Doy gracias a Dios todos los días por estos 21 años. Por cada libro, cada hermano, cada clase, cada ministro que ha extendido su mano para que pueda avanzar un paso mas en el conocimiento de mi Señor. A todos soy deudor.

 

Anuncios

Compartimos con los lectores del blog el mensaje que predicamos en nuestra Iglesia el pasado 24 de septiembre. Un privilegio responsable exponer la Palabra de Dios a la Iglesia. A El la gloria.

Les recordamos que el resto de esta serie de mensajes sobre el Sermon del monte, predicados por nuestro pastor, Alejandro Cid se encuentran en nuestra pagina “Mensajes en audio y video” 

Saludos y bendiciones en Cristo

Felipe

irma2Mientras escribo estas letras, escucho a cada momento, por todos los medios, las opiniones de los expertos y los pronósticos. No se habla en Miami de otra cosa que del huracán Irma. ¡Ni siquiera se habla de Donald Trump! Se avecina un huracán, categoría 5, la mayor de la escala Zaphir-Simpson, con vientos que superan las 180 millas por hora. Según las estadísticas, el huracán mas grande y mas poderoso de la historia de los huracanes en esta parte del Atlántico. Se llama Irma. Es un nombre de origen germánico, que significa “que se consagra a Dios” o “aquella con gran fortaleza”. Lo de consagrada a Dios tiene mucha tela para hablar de eso. Lo de gran fortaleza es cierto. Es una tormenta con gran fortaleza. El significado del nombre da para pensar un poco, pero no es mi propósito eso ahora, sino pensar sobre estos desastres naturales como una muestra, un atisbo, un adelanto de los juicios de Dios sobre los hombres y los países, y a la vez analizar la actitud del pueblo de Dios en medio de estos desastres.

Los desastres naturales no son casuales. Son parte de los juicios providenciales de Dios en la tierra. Leamos lo que dice Eliu, uno de los amigos de Job…

«He aquí, Dios es grande, y nosotros no le conocemos,
Ni se puede seguir la huella de sus años.

El atrae las gotas de las aguas,
Al transformarse el vapor en lluvia,

La cual destilan las nubes,
Goteando en abundancia sobre los hombres.

¿Quién podrá comprender la extensión de las nubes,
Y el sonido estrepitoso de su morada?

He aquí que sobre él extiende su luz,
Y cobija con ella las profundidades del mar.

Bien que por esos medios castiga a los pueblos,
A la multitud él da sustento.

Con las nubes encubre la luz,
Y le manda no brillar, interponiendo aquéllas.

El trueno declara su indignación,
Y la tempestad proclama su ira contra la iniquidad.» (Job 36: 26-33)

 

«Asimismo por sus designios se revuelven las nubes en derredor,
Para hacer sobre la faz del mundo,
En la tierra, lo que él les mande.

Unas veces por azote, otras por causa de su tierra,
Otras por misericordia las hará venir.» (Job 37: 12-13)

 

Paradojicamente, el  hombre le teme a los desastres naturales y no le teme al Dios Santo. Se aterra ante una tormenta y no le importa pecar contra Dios y sus mandamientos, por cuya causa vienen estos desastres, cuando desborda la paciencia de Dios. Hace muchos años que el liberalismo, en varios de sus diferentes rostros, atenta contra los cimientos cristianos de E.U.A. El aborto y el matrimonio homosexual son los caballos de batalla que hoy abundan en este país. El aborto es un desafío asesino sobre la vida que proviene del Creador. El matrimonio homosexual es un ataque al diseño de Dios para la familia. En las escuelas se enseña la evolución y no la creación. La oración se quito para no ofender a otros credos. El Evangelio es usado por una banda de ladrones y delincuentes como fuente de ganancias, despojando en nombre de Dios a la gente del dinero de sus familias que han ganado honestamente. La copa de la paciencia de Dios se rebosa a menudo con estas cosas y El descarga sus juicios providencialmente sobre los hombres por causa de sus iniquidades.

Estoy completamente seguro que Irma es mensajera de los juicios de Dios para esta parte de E.U.A, los hombres, solo piensan en pasar la tormenta, pero no se detienen a pensar en el motivo de la tormenta.

¿Que deben hacer los cristianos en medio de estos desastres providenciales de parte de Dios? ¡Seguir confiando en Dios! Estar tranquilos, confiados en que Dios mira al pueblo de su Pacto. No nos sacara de la tormenta, sino que con poder nos protegerá en medio de ella. El mismo poder que hizo que Irma se formara como un poderoso huracán, es el que nos librara de ser dañados por ella.

Busca tu Biblia, ábrela en Éxodo capitulo 12, y antes de seguir leyendo mi escrito, lee ese capitulo, luego vuelve conmigo. Las casas de los hebreos no fueron tocadas por el angel de la muerte que voló sobre Egipto matando a todos los primogénitos. La sangre del cordero pascual, mandada a poner por Dios en los dinteles y columnas de las puertas hizo que pasara de largo el destructor. Así mismo ha pasado y seguirá pasando con los hijos de Dios, porque es el mismo Dios y el Pacto con su pueblo no ha caducado. Cristo, nuestra Pascua, ya fue sacrificada por nosotros (1 Corintios 5:7) su sangre ya fue puesta a nuestro favor. Si sobre nuestros corazones su sangre fue derramada, ¡cuanto mas sobre nuestros hogares! Hoy quizás para muchos que dudan o que no lo creen, cobren valor las palabras del apóstol Pablo al carcelero de Filipos: «SERAS SALVO TU Y TU CASA»

Aun con esa demostración del poder y la protección de Dios sobre su pueblo, hay cristianos angustiados, preocupados, temerosos, alterados, huyendo hacia otros lugares porque tienen miedo de Irma. Los cristianos no debemos temer a Irma, sino confiar en el poder de Dios y en sus fieles promesas para con el pueblo de su Pacto.

Hoy hay pastores huyendo hacia otras ciudades dejando a sus congregaciones detrás porque temen a Irma. No juzgo mas alla. Si ellos decidieron huir de Irma, yo quiero ver el poder de mi Dios en Irma. Confío en las promesas de un Dios fiel y justo que no ha llamado a sus hijos para juicio, sino para alcanzar salvación en Cristo Jesus. (1Tes. 5:9)

¿Que ha de hacer el justo, como deben pensar, como deben hablar? Esa pregunta ya fue respondida hace siglos por el rey David, inspirado por el Espíritu Santo dijo lo siguiente:

«En Jehová he confiado;
    ¿Cómo decís a mi alma,
    Que escape al monte cual ave?

Porque he aquí, los malos tienden el arco,
Disponen sus saetas sobre la cuerda,
Para asaetear en oculto a los rectos de corazón.

Si fueren destruidos los fundamentos,
¿Qué ha de hacer el justo?

Jehová está en su santo templo;
Jehová tiene en el cielo su trono;
Sus ojos ven, sus párpados examinan a los hijos de los hombres.

Jehová prueba al justo;
Pero al malo y al que ama la violencia, su alma los aborrece.

Sobre los malos hará llover calamidades;
Fuego, azufre y viento abrasador será la porción del cáliz de ellos.

Porque Jehová es justo, y ama la justicia;
El hombre recto mirará su rostro.» (Salmo 11)

 

Dios no nos libra de Irma, sino que nos librara en Irma. A El sea la gloria y la honra por siempre.

 

saturno(Tomado y copiado sin alteración, del Blog, “DESPIERTA TU QUE DUERMES Y TE ALUMBRARA YAHSHUA”, es un fragmento de su articulo, “La adoración de Saturno en la actualidad”)

SATURNO ES ADORADO POR LOS CATÓLICOS

La religión católica también está impregnada del culto a Saturno.

Las Saturnales (en latín Saturnalia) eran unas importantes festividades romanas. La fiesta se celebraba con un sacrificio en el Templo de Saturno, en el Foro Romano, y un banquete público, seguido por el intercambio de regalos, continuo festejo, y un ambiente de carnaval que desplomaba las normas sociales. Eran Navidad y Carnaval a un mismo tiempo y el cristianismo de la antigüedad tardía tuvo fuertes problemas para acabar con esta fiesta pagana, por lo que intentó sustituirla.

Las Saturnales se celebraban en honor a Saturno, dios de la agricultura, del 17 al 23 de diciembre, a la luz de velas y antorchas, por el fin del período más oscuro del año y el nacimiento del nuevo período de luz, o nacimiento del Sol Invictus, 25 de diciembre, coincidiendo con la entrada del Sol en el signo de Capricornio (solsticio de invierno).

Eran siete días (de Navidad a Año Nuevo en la actualidad) de bulliciosas diversiones, banquetes e intercambio de regalos. Las fiestas comenzaban con un sacrificio en el templo de Saturno (en principio el dios más importante para los romanos hasta Júpiter), al pie de la colina del Capitolio, la zona más sagrada de Roma, seguido de un banquete público al que estaba invitado todo el mundo. Los romanos asociaban a Saturno, dios agrícola protector de sembrados y garante de cosechas con el dios prehelénico Crono, que estuvo en activo durante la mítica edad de oro de la tierra, cuando los hombres vivían felices, sin separaciones sociales. Durante las Saturnales, los esclavos eran frecuentemente liberados de sus obligaciones y sus papeles, en algunos casos, cambiados con los de sus dueños.

Posteriormente, el nacimiento del Sol y su nuevo período de luz fueron sustituidos por la Iglesia, quien hizo coincidir en esas fechas el nacimiento de “Jesús”, con el objetivo de acabar con las antiguas celebraciones. Gradualmente las costumbres paganas pasaron al Día de Año Nuevo, siendo asimiladas finalmente por la fiesta cristiana que hoy en día se conoce universalmente como el Día de Navidad.


La ponchera de la bebida de la Navidad tenía su duplicado exacto en la “Fiesta de la Embriaguez” de Babilonia, y muchas de las otras costumbres conservadas entre nosotros en Navidad tenían la misma procedencia. Las velas encendidas en la víspera de la Navidad en algunas regiones de Inglaterra, y usadas mientras dura la fiesta, eran encendidas igualmente por los paganos la víspera de la fiesta del dios babilónico para honrarlo, porque era una de las peculiaridades distintivas de su culto el tener velas de cera encendidas en sus altares. El árbol de Navidad, ahora tan común entre nosotros, era igualmente común en la Roma y en el Egipto paganos. En Egipto, ese árbol era la palmera; en Roma era el abeto. La palmera simbolizaba al Mesías pagano, como Baal-Tamar; el abeto lo simbolizaba como Baal-Berit.

La madre de Adonis, el Dios-Sol, la más grande divinidad mediadora, de la cual se decía místicamente que había sido trasformada en un árbol y que, encontrándose en tal estado, había dado a luz a su divino hijo. Si la madre era un árbol, el hijo tenía que haber sido reconocido como el “Hombre-rama”. Y esto explica plenamente la quema del Leño de Navidad la víspera de la fiesta y la aparición del árbol navideño en la mañana siguiente. Como Zero-Ashta, “La simiente de la mujer”, cuyo nombre también significa Ignígena, o “Nacido del fuego”, tenía que prender el fuego en la “Noche-Madre” para que pudiera nacer al día siguiente del fuego como la “Rama de Dios”, o el Árbol que produce todos los dones divinos para los hombres. 

Pero, podría preguntarse: ¿por qué se tiene que prender el fuego bajo el símbolo de un leño? Para comprender esto, debe recordarse que el niño divino nacido en el solsticio de invierno, nació como una nueva encarnación del gran dios (después de que ese dios fue hecho pedazos), con el propósito de vengar su muerte en sus asesinos. El gran dios muerto en el apogeo de su poder y de su gloria, era simbolizado como un árbol enorme, despojado de todas sus ramas, y cortado casi a ras de tierra. Pero Esculapio – la gran serpiente – símbolo de la restauración de la vida, se enrosca en torno del tronco muerto, y he aquí que a su lado brota un árbol joven, un árbol de una clase completamente diferente, que está destinado a no ser derribado jamás por un poder hostil; este árbol es precisamente una palmera, el bien conocido símbolo de la victoria. En Roma, el árbol de Navidad, como ya se ha dicho, era un árbol diferente, el abeto; pero la misma idea que está implícita en la palmera, lo está igualmente en el abeto, por lo que simbolizan secretamente al dios renacido como Baalberit, el “Señor del Pacto“, y así se representaba la perpetuidad y la naturaleza eterna de su poder ahora, cuando después de haber caído ante sus enemigos, se había levantado triunfante sobre todos ellos. Por tanto, el 25 de diciembre, el día que se guardaba en Roma como el día en que el dios reapareció victorioso sobre la tierra, siendo considerado como el Natalis invicti solis, “el día del nacimiento del Sol invencible”. El leño de Navidad es el tronco muerto de Nimrod, deificado como dios-sol, pero derribado por sus enemigos; el árbol de Navidad es Nimrod redivivus, el dios sacrificado que vuelve a la vida. 

A la luz reflejada por las declaraciones anteriores… (podemos) ver la costumbre singular que todavía se mantiene en el Sur en la víspera de la Navidad, de besarse bajo la rama de muérdago. En la superstición druida, esa rama de muérdago que, como hemos visto, procede de Babilonia, era una representación del Mesías, “El varón del renuevo”. El muérdago se consideraba como una rama divina, como una rama que bajó del cielo y creció sobre un árbol que brotó de la tierra. Así, por el injerto de la rama celestial en el árbol terrenal, el cielo y la tierra, que el pecado había separado, se unieron, y de este modo la rama de muérdago se convirtió en la señal de la reconciliación divina para con el hombre, siendo el beso la bien conocida señal del perdón y de la reconciliación. (“Las Dos Babilonias”, Alexander Hislop, cap. 3)

YA LO HE DICHO MUCHAS VECES: TODAS LAS ANTIGUAS CIVILIZACIONES CONOCÍAN LA PROMESA DE LA “SEMILLA DE LA MUJER” Y LA ESPERABAN, DE MANERA QUE POR ESE MOTIVO ENCONTRAMOS ESTA “COINCIDENCIA” (QUE NO ES TAL) EN TODAS ELLAS, Y POR ESO TAMBIÉN RESULTÓ TAN FÁCIL A SATANÁS ENGAÑARLOS A TODOS.


feliz año nuevo2Se fue el 2015 y comenzamos un año nuevo. Compartimos este mensaje de la Palabra de Dios que nos enseña cual debe ser nuestra actitud ante el paso de los años. Que Dios nos ayude a aprender a contar nuestros días de tal manera que traigamos al corazón sabiduría.

Predicado por el pastor Juan Sanabria Cruz en la Iglesia Cristiana Reformada de Telde, Gran Canaria.

Yeniset baptismEste domingo pasado (25 de mayo) fue un día emocionante para nuestra familia. Nuestros hijos recibieron el santo bautismo, instituido por Cristo. Ante mis ojos se estaba cumpliendo uno de los mayores deseos de nuestro corazón expresados a El en oración. Dios es fiel. La sencillez y la profundidad del acto se mezclaban entre si dejándonos abrumados de la emoción. Mientras nuestro pastor bautizaba a mi hija Yeniset, en mi mente repasaba una realidad tan hermosa que es para deleitarse en ella: ¡estamos cumpliendo con la perpetuidad del Pacto!

Cuando Dios le revelo el Pacto a Abraham, le dijo:

 

” Y estableceré mi pacto entre mí y ti, y tu descendencia después de ti en sus generaciones, POR PACTO PERPETUO, para ser tu Dios, y el de tu descendencia después de ti.” (Génesis 17:7)

 

¿Como se perpetua el Pacto de Dios en todas las generaciones?

¡Poniendo la señal del Pacto en los hijos, tal como lo mando Dios a Abraham! ¡La señal externa del Pacto es la señal externa de su perpetuidad! Eso no ha cambiado. Dios no ha dejado de incluir a nuestros hijos como parte de su pueblo, y tampoco a mandado a invalidar la señal externa que sobre ellos fue mandada a poner como sello de esa inclusión. Han cambiado las formas, pero los hijos siguen estando incluidos. Lo cierto es que esa mañana, ¡estábamos nosotros como familia, siendo parte de esa promesa, estábamos siendo parte de la perpetuidad del Pacto! ¡que gozo, que privilegio, que tremendo es nuestro Dios! Nuestros dos hijos estaban recibiendo la señal del Pacto tal como la recibieron Isaac, Ismael, Jacob, Esau,….David,…Jeremías,….Juan el bautista,…Jesús,….Pablo,….la familia del carcelero de Filipos (lastima nunca se dijo su nombre),… la familia de Lidia de Tiatira,…la familia de Estefanas,…..! ¡Tantos creyentes que nos han precedido en el camino de la fe! No solo hablamos y enseñamos sobre la eternidad y la perpetuidad del Pacto, sino que ¡obedecimos, y eso nos hizo parte de esa perpetuidad pactual que mando Dios! Pero la señal externa es promesa del cumplimiento espiritual de esa promesa, y también en todas las generaciones Dios ha cumplido su promesa de circuncidar el corazón de los suyos bautizándoles con su Espíritu Santo. La perpetuidad del Pacto de Dios no solo se ha mantenido externamente por las generaciones, sino también internamente. La fe que hubo en la abuela Loida, también estuvo en su hija Eunice, y luego también en su nieto David baptismTimoteo  (2Timoteo 1:5) ¡Dios es Fiel!

Cuando el pastor Alejandro y yo escogimos la fecha del bautizo de nuestros hijos, no nos dimos cuenta que era un “long weekend” (fin de semana largo) aquí en nuestro lugar. Se celebraba “Memorial Day”. Un día en el cual el país se para, y se hace énfasis en recordar a todos los que han caído en las guerras. Dios quiso que fuera en esa fecha. Sin poner a un lado la memoria de esos bravos guerreros, cada “Memorial Day” vamos a recordar que nuestra familia también paso a formar parte de los echos poderosos de Jehova. Es bueno tener un “memorial day” para recordar los hechos poderosos de Jehova con su pueblo. Es un echo poderoso de Jehova que aunque a través de los siglos el Enemigo del pueblo de Dios ha tratado de borrarlo de la faz de la Tierra, siempre El se ha reservado un remanente de Gracia. Durante todos los siglos la iglesia de Dios ha mantenido la llama encendida. El pabilo que humea no se ha apagado nunca. La caña cascada y casi rota nunca se ha partido, porque la iglesia del Señor es parte de sus echos poderosos. ¡Las puertas del Hades no prevalecerán contra ella! Durante siglos el Pacto se ha perpetuado de generación en generación. Dios ha tenido testimonio en todos los siglos. Unas veces con mas luz, otras siendo apenas una llama mortecina, la iglesia de Cristo ha permanecido. La iglesia de Cristo se ha perpetuado. Nosotros como familia somos parte de todas esas familias de fe que ha obedecido a Dios perpetuando el Pacto, obedeciendo en bautizar a su hijos pequeños confiando que Dios es fiel para cumplir lo que prometió: “…seré el Dios de ellos” (Génesis 17:8)

No tengo palabras para agradecer a mi Dios. Se quedan cortas. Pero la seguridad que El si puede leer nuestros corazones me tranquiliza, porque ahí El podrá ver cuanta gratitud tengo como padre de ver en mis hijos la señal externa de la perpetuidad del Pacto de Dios con su iglesia. ¡Que esa promesa sea un día sellada en sus corazones!

Le doy gracias a Dios por habernos permitido comprender esta gran verdad cuando nos regalo a nuestros hijos.

Mientras el agua fresca y clara de manos del ministro mojaba los cabellos de mi hijo David, a mi mente venían las palabras de Josue: “…yo y mi casa serviremos [obedeceremos] al Señor.”

 

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2013 de este blog.

Aquí hay un extracto:

La sala de conciertos de la Ópera de Sydney contiene 2.700 personas. Este blog ha sido visto cerca de 42.000 veces en 2013. Si fuera un concierto en el Sydney Opera House, se se necesitarían alrededor de 16 presentaciones con entradas agotadas para que todos lo vean.

Haz click para ver el reporte completo.